! Publicidad en AunMas
Home
Registrarse
Login
Soporte
Nosotros
Viernes 28 de abril del 2017
 
Google







free counters
Parte de guerra 2 - Estados Unidos lanza el ataque sobre Afganistán

Parte de Guerra 002

8 de Octubre 2001

 

 

Envía esta página a un amigo  Envía esta página a un amigo   Volver al índice  Volver al índice

Nota de aunmas.com

 

Los partes serán encabezados por un listado de palabras clave con las cuales vamos a ir alimentando nuestra base de datos para su eventual consulta. Estos conjuntos sirven también para ayudar a nuestros lectores en sus búsquedas para complementar o profundizar la información brindada. Ver nuestra sección de buscadores.

 

 

keywords – palabras clave: coalición, talibanes, kabul, kandahar, bus, ben laden, afp, nyt, onu, consejo seguridad, brigada 55, rumsfeld, tom ridge, al qaeda, bin laden, al qaida, mamad omar, michel gordon, alianza del norte

 

 

 

Estados Unidos reanuda ataques aéreos en Afganistán

Lo más difícil de la guerra está por venir

 

 

 

 

 

 

Estados Unidos reanuda ataques aéreos en Afganistán

Fuente: AFP, desde Washington

 

Fuente: AP.

Discrepamos con la fuente que da como controlada la zona del Pamir, la cual, según los servicios de inteligencia de la Coalición estaría bajo el control de los Talibanes.

 

 

Coalición: Estados Unidos y Gran Bretaña reanudaron el lunes por segunda noche consecutiva los ataques aéreos contra blancos de los talibán en Afganistán, mientras el presidente George W. Bush advirtió que la guerra contra el terrorismo será larga.

La oposición armada afgana del Norte anunció que estaba atacando posiciones de los talibán en la estratégica ciudad de Mazar-i-Sharif (norte), en coordinación con los ataques aéreos.

Réplica Talibán: Nuevas explosiones tenían lugar en Kabul, según un corresponsal de la AFP en la capital afgana. Aviones sobrevolaron la ciudad y la defensa antiaérea de la milicia islamista de los talibán replicaba a los ataques, constató el periodista.

Imágenes difundidas por la cadena de televisión CNN mostraban luces en medio de la oscuridad. Según la televisión, nuevos ataques fueron lanzados en Kabul, Kandahar (sur), donde se escucharon entre tres y cuatro explosiones, y en Jalalabad (este), donde se escuchaban explosiones en las afueras de la ciudad, según un habitante.

Más temprano, Estados Unidos había evaluado los ataques del domingo, llevados a cabo junto a Gran Bretaña por primera vez desde los atentados terroristas del 11 de setiembre en Nueva York y Washington, como muy exitosos expresando:

``La misión militar (del domingo) fue ejecutada tal como se planeó'', dijo Bush minutos antes de la segunda ola de ataques, aunque afirmó que la guerra contra el terrorismo será larga y se llevará a cabo en varios frentes.

``Esta será una guerra larga. Requiere la comprensión y la paciencia del pueblo estadounidense'', sostuvo el jefe de Estado, y añadió que ``esta es una parte importante de una guerra ya iniciada que se desarrolla en varios frentes''.

Tras los ataques estadounidenses y británicos del domingo contra blancos militares de los talibán, ``los aparatos regresaron sanos y salvos, los lanzamientos humanitarios de alimentos y medicamentos fueron exitosos y los aviones están regresando (...) Hasta el momento, es una operación muy exitosa'', señaló Rumsfeld a CNN.

``Sabemos que (los objetivos) fueron alcanzados con éxito en muchos sentidos''. ``Estamos bastantes satisfechos al respecto'', añadió, y desmintió que un avión estadounidense hubiera sido derribado y que los ataques provocaran víctimas civiles, como señalan los talibán.

El presidente advirtió no obstante que Estados Unidos “no es inmune'' a nuevos ataques y “necesita nuevas defensas porque enfrenta nuevas amenazas'', en un breve discurso en la ceremonia de juramentación del ex gobernador de Pensilvania, Tom Ridge, como nuevo zar antiterrorista.

 

Posibles acciones terroristas: La Oficina Federal de Investigaciones estadounidense (FBI, policía federal) se encuentra en máxima alerta en todo el país desde el domingo de noche, y medidas adicionales de seguridad fueron adoptadas en muchas ciudades del país, entre ellas Nueva York, Chicago y Los Angeles. Ver  Parte de Acciones Terroristas.

 

 

Responsabilidades Internacionales

ONU

En una carta dirigida al Consejo de Seguridad de la ONU, Estados Unidos justificó los ataques por su derecho a la ``legítima defensa'' y previno que podría efectuar ``otras acciones'' contra otras organizaciones y Estados, indicaron diplomáticos.

Washington y Londres deben dar cuenta a los trece otros miembros del Consejo de Seguridad de la ONU a las 21H00 GMT de sus ataques contra ``los campamentos de entrenamiento de Al Qaida y las instalaciones militares del régimen talibán en Afganistán''.

 

 

Víctimas Civiles

Interrogado por NBC sobre la muerte de civiles a raíz de los ataques militares, Rumsfeld indicó que ``claramente, no es el caso''.

``Los objetivos fueron cuidadosamente designados, tenían tendencia a situarse en localidades alejadas'', indicó.

``No queda ninguna duda de que la gente que se encontraba cerca de los objetivos formaba parte de la red Al Qaida o militares talibán'', concluyó.

Pero según la milicia islamista de los talibán, los ataques de anoche dejaron 20 muertos en Kabul, entre ellos ``mujeres, niños y ancianos''.

 

 

Ecos

Prosiguiendo su esfuerzo por mantener una coalición internacional contra el terrorismo que apoye las operaciones aliadas, el presidente estadounidense George W. Bush llamó el lunes por teléfono a los presidentes de China y Corea del Sur, y a la primera ministra de Nueva Zelanda, para informarles de los ataques.

Sudán, no obstante, se sumó el lunes a Irán e Irak en la condena de los ataques. ``Rechazamos esta guerra contra Afganistán, porque no puede constituir un medio eficaz para combatir la violencia'', afirmó un comunicado del gobierno islámico sudanés.

 

 

Lo más difícil de la guerra está por venir

Extractado de: Michael R. Gordon / New York Times
 

La parte fácil

La meta principal de los ataques aéreos del domingo es afectar el poder de los talibanes y darles a las fuerzas dirigidas por EU el control incondicional del aire para la misión que aún está por venir.

Las fuerzas de EU y Gran Bretaña atacaron blancos corrientes: puestos de mando, defensas antiaéreas, plantas eléctricas y bases de entrenamiento de terroristas, con bombas y cohetes. Según el Pentágono, dichos ataques podrían durar una semana o más.

La parte difícil

La más difícil será atrapar a Osama bin Laden y ayudar a las fuerzas antitalibanes dentro de Afganistán a montar un nuevo régimen. En efecto, los ataques aéreos fueron el inicio convencional de un conflicto que de convencional no tiene nada.

El adversario de EU es una mezcolanza de fuerzas sin armas modernas y escaso control y mando. Pero son una amenaza de todos modos, y los dirigentes del Pentágono no van a suponer que el enemigo se vaya a fragmentar con los primeros bombardeos.

Las fuerzas al mando de los radicales islámicos llamados talibanes suman de 40,000 a 45,000, y su calidad guerrera es ambigua, según los expertos. Hasta ahora han recibido el apoyo de una unidad árabe conocida como la ``Brigada 55'', que se cree está constituida por varios miles de hombres reclutados por Bin Laden. Dicha unidad ha sido un implemento importante en la guerra de los talibanes contra la llamada Alianza del Norte, que controla pequeños sectores del norte de Afganistán.

Las fuerzas talibanes también han incluido estudiantes de escuelas religiosas de Pakistán, y según algunos informes, ex oficiales militares pakistaníes. Las fuerzas talibanes tienen lo mismo jóvenes recién reclutados que militares afganos de carrera.

 

El concepto de Centro de Gravedad del Enemigo

Durante años, el Pentágono ha dicho que su meta en operaciones militares es buscar el ``centro de gravedad del enemigo'', los centros de mando, tropas o industrias militares que son de importancia vital para la capacidad del enemigo de llevar a cabo una guerra, o mantenerse en el poder.

Pero el Talibán es un ejército tan rudimentario y descentralizado, que Rumsfeld escrupulosamente ha evitado hablar sobre los ``centros de gravedad'' en Afganistán, un país cuya infraestructura nunca fue grandemente sofisticada y que ha soportado 22 años de guerras casi continuas.

No obstante, el Talibán tiene grandes vulnerabilidades, que los ataques aéreos están tratando de explotar. El Pentágono espera que la sacudida sicológica de los ataques aéreos, los sobornos de los ejércitos antitalibán en Afganistán apoyados en secreto por Washington y el oportunismo harán que muchos de los soldados del Talibán dejen sus armas y deserten.

El mulá Muhammad Omar, líder supremo del Talibán, ha estado tratando de contrarrestar esos esfuerzos nombrando nuevos comandantes. Esa medida y las fuertes declaraciones de Omar sobre una ``guerra santa'' contra el ejército norteamericano sugieren que un elemento clave de los talibanes está listo para pelear.

Neutralizando esas fuerzas es una meta vital de la guerra para Estados Unidos. El primer paso es destruir las defensas aéreas del Talibán. Las defensas aéreas del Talibán son mucho más modestas que los sistemas integrados de defensa aérea de Irak o Serbia, pero siguen siendo amenazas.

 

 

 



 Copyright © 2005 Intag Corp! Inc. All rights reserved.    Contáctenos | Primera Visita | Webmaster 
free counters