Explosión Social en Argentina - Parte 2

Juan Chamero, Editor Jefe de aunmas.com, 2 Enero 2002

 

Fuentes: Ministerio de Economía de Argentina, diario El Clarín y diario La Nación de Argentina,

Fondo Monetario Internacional, CIA World’s Facts, Censo de Estados Unidos,

Sociedad Rural Argentina, Bullrich Campos, La Bolsa, NYT

 

 

Nota del Editor

 

Lloremos junto con Argentina y pongamos todos en América Latina “nuestras barbas en remojo”. Si esto está ocurriendo en Argentina bien puede ocurrir en cualquier otro país de nuestra región. Ver nuestra sección dedicada a la Deuda Externa en el Mundo.

 

Hasta ahora, en 11 días, a la hora de escribir éstas páginas. Argentina estaba decidiendo quién será su cuarto Presidente. Incluimos en éste parte un análisis del impacto de la Deuda Externa en la economía de ésta nación hermana. La conclusión de nuestro estudio que se detalla más abajo, da prioridad a la alimentación de su pueblo y a la generación de trabajo.  

 

 

 

Llora por mí Argentina

La Responsabilidad del FMI

 

Breve Descripción Macroeconómica de Argentina

Perfil Económico de Argentina (al fin del análisis)

 

Ejercicio de Valoración Global de algunos recursos económicos

Valor inmobiliario de las praderas argentinas

Valor estratégico de la Pampa Húmeda

Valor Global estimado Inmobiliario de una gran ciudad

Valor de los Granos Argentinos

Valor de la Carne Argentina

 

Posibilidad futura

 

 

 

Llora por mí Argentina

La Responsabilidad del FMI

 

 

La ópera Evita, mal que les pese a los argentinos, ha hecho conocer e incluso comprender y amar al país austral latinoamericano, en la misma sintonía que Maradona, Gardel y Fangio, solo por citar algunas de sus fuertes y célebres personalidades. No Llores por mi Argentina es una pieza musical que va a perdurar por su encanto y por representar de alguna manera las esperanzas de la gente en una mejor calidad de vida. En nuestro número anterior mencionamos La Marsellesa, esa inmortal creación Francesa que es hoy patrimonio del mundo libre y que al escucharla se le pone a uno la piel de gallina.

 

En el día de hoy, aparece un artículo en el New York Time del columnista Paul Krugman que se titula “Llorando con Argentina”, donde el autor resalta la sutil diferencia entre el “por” y el “con”. En el artículo se denuncia la responsabilidad que le cabe al FMI, Fondo Monetario Internacional y por tanto a Estados Unidos en lo que está ocurriendo en Argentina. Al respecto dice textualmente:

 

Cuando la economía se pudrió, el FMI – al cual el mundo, con considerable justificación, ve como una rama del Tesoro de Estados Unidos-, se sintió absolutamente inútil. Los técnicos del FMI sabían de antes, quizá desde hace años, que la política de “pegarse” el peso argentino al dólar no podía ser sostenida. El FMI pudo haber ofrecido a Argentina asesoramiento acerca de cómo escapar de su trampa monetaria así como haber brindado cobertura política a sus líderes. En lugar de eso, los oficiales del FMI, a semejanza de los médicos medievales insistían en desangrar al paciente, y repitieron e; procedimiento aún cuando el desangramiento había empeorado gravemente al enfermo, prescribiéndole austeridad y más austeridad, hasta la muerte.


Ahora Argentina se encuentra en caos, que algunos analistas comparan al experimentado por la República de Weimar y Latino América no mira a los Estados Unidos como un observador inocente.

 

No estoy seguro cuántos Americanos, aún de su elite política, comprenden esto. La gente que animó a Argentina a seguir su desastrosa política está ahora ocupada rescribiendo la historia, maldiciendo a las víctimas. De todas maneras, nos sentimos mal de vernos como otra gente nos ve. Una reciente encuesta Pew realizada entre “líderes de opinión” encontró que el 52% de los Americanos piensan que nuestro país es querido porque “hace mucho bien”’solo 21% de extranjeros y 12% de Latinoamericanos están de acuerdo con esa creencia.

 

Termina diciendo:

 

En Abril del año pasado George W. Bush lanzó la idea del Área de Libre Comercio para Las Américas, como un ambicioso proyecto político que ayudaría a construir una era de prosperidad en un hemisferio de libertad (se supone que se refiere a América como parte del hemisferio Occidental). Si ese objetivo era realmente importante hemos sufrido un gran retroceso. No lloremos por Argentina, lloremos con ella.

 

 

 

Breve Descripción Macroeconómica de Argentina

 

 

Para que todos tengamos una idea de la tremenda magnitud de la deuda externa de Argentina, tanto en el ámbito macroeconómico, microeconómico o al nivel de nuestras finanzas individuales, presentamos un ejercicio estimativo global. Lo que queremos resaltar es el “orden de magnitud” de esas responsabilidades de los argentinos. Que no van a ser muy diferentes para otras naciones hermanas de la región agobiadas por el mismo mal.

 

 

Perfil Económico de Argentina (al fin del análisis)

Ver nuestra sección de Facetas de Países de Latinoamérica dedicada a Argentina

 

1. Deuda Externa: 154.000 millones de dólares

1.1 Deuda Interna: estimada en 50.000 millones de dólares

 

Nota: En los diarios se mencionan solo 132.000 millones pero para nuestro análisis hemos preferido usar la información que tiene el Libro de Hechos Mundiales de la CIA al año 2001

 

2. Superficie: 2.750.000 km2 <=> 275.000.000 Ha.

 

3. PBI, Producto Bruto Interno: $ 490.000 millones de dólares

 

4. Población: 37.5000.000 habitantes

 

5. Producto Bruto “per cápita”: 12.900 dólares

 

6. Población por debajo del límite de la pobreza: se estima cercano a la mitad de su población

 

7. Estructura Productiva:

Agrícola Ganadera: 6%

Industria: 32%

Servicios: 62%

 

Nota: Argentina tiene una estructura engañosa, aparentemente de “primer mundo”. Lo que ha ocurrido es que han proliferado los servicios que son muy ineficientes y caros por problemas de “economía de escala”, básicamente escasa población, en detrimento de la actividad agrícola ganadera. La industria, que inicialmente se orientó a sustituir importaciones, quedó muy relegada por falta de inversión  en tecnología y está divorciada de la actividad agropecuaria, lo cual hubiera sido estratégicamente muy importante para exportar productos alimentarios con alto valor agregado en lugar de “commodities”.

 

8. PEA, Población Económicamente Activa: 15.000.000 de personas

 

9. Esperanza de Vida: 76 años

 

10. Cuentas Fiscales:

Se Recaudan: 45.000 millones de dólares

Se Gasta: 50.000 millones de dólares

 

Nota: Siempre existió un déficit del orden del 10% del presupuesto.

 

11. Exportaciones: A Brasil, Unión Europea y USA: 24%, 21% y 11% respectivamente, totalizando un 66%

Potencial Agropecuario Actual:

Granos: Un potencial de 70 millones de Ton/año

Vacas: 52 millones de cabezas con una faena máxima del 20%

 

12. Importaciones: A Brasil, Unión Europea y USA: 21%, 28% y 22% respectivamente, totalizando un 71%

 

13. Internet: 1.000.000 conexiones

 

14. Desocupación: Entre desocupados y subocupados, el 30% de su Población Económicamente Activa.

 

 

 

Ejercicio de Valoración Global de algunos recursos económicos

 

Es norma internacional que las naciones no entran en quiebra. Para intentar cobrar los acreedores pueden intentar muchas vías posibles de presión, tales como el embargo, formas más o menos encubiertas de bloqueos pero sin llegar a la expropiación por la fuerza. Para llegar a tal estado de cosas ambos deudores  y acreedores han procedido mal. Los primeros pidiendo y comprometiéndose desde larga data lo que a ciencia cierta no podían pagar y los segundos por querer colocar a toda costa grandes masas de dinero excedente, aún a sabiendas que los créditos no iban a poder ser pagados, con la esperanza de poder quedarse, por las buenas o por las malas, con bienes deseados de los deudores.

 

Nota: Presentaremos una hipótesis geopolítica de estos bienes deseados para el caso particular de Argentina.

 

Viendo a la Argentina con óptica de acreedor simple, sin especular en bienes deseados ocultos, tanto los acreedores cuanto los deudores, a la larga todos los argentinos, deben realizar algunos ejercicios de cálculo a fin de analizar la viabilidad de hacer frente a los compromisos.

 

 

Valor de la tierra en dólares por hectárea en Argentina a Marzo del 2000 según Bullrich Campos

 

 

Valor inmobiliario de las praderas argentinas

 

La Argentina tiene un envidiable clima templado e inmensas y fértiles llanuras, que pese a su deterioro siguen siendo uno de los patrimonios alimentarios de la humanidad. Sus pasturas permanentes ocupan un 52% de su territorio, es decir, existirían unas 140 millones de hectáreas de campos aptos tanto para la agricultura como para la ganadería, inicialmente extensiva aunque fácilmente transformable en intensiva. De ese potencial, lo mejor está en lo que se denomina la “Pampa Húmeda” , una zona de unas 60 millones de hectáreas y que se muestra en el mapa hídrico del subsuelo

 

 

 

Estado de Humedad del suelo según el Servicio Meteorológico Nacional

 

 

 

Los precios de los campos argentinos son relativamente muy bajos internacionalmente. Informes del Censo de Estados Unidos le asignan a esos campos un valor promedio superior a los 4.500 dólares la hectárea. No obstante los valores por los cuales se venden actualmente son muy inferiores, fundamentalmente por sus bajas productividades y por la actual crisis.

 

En Argentina pueden adquirirse enormes extensiones de campos fuera de la Pampa Húmeda (o Estancias) por valores ridículos inferiores a los 10 dólares por hectárea y a veces hasta por el valor de la escritura a valor fiscal. Nadie ha realizado un estudio global del valor de los campos en Argentina. Algunas firmas de venta de campos como la firma Bullrich Campos ha realizado interesantes estudios pero limitados a la parte mejor de la Pampa Húmeda. Por ello, vamos a realizar como ejercicio docente el cálculo de cuánto saldría comprar campos en gran escala en Argentina o para tener una idea de la cuantía de la Deuda Externa medida en valores inmobiliarios, cuánto campo podría comprarse con ella, es decir, con 154.000 millones de dólares.

 

 

 

Precio por Ha.

Hectáreas

% Territorio

4000

38.500.000

14

1000

154.000.000

56

500

308.000.000

112

 

 

 

560

275.000.000

100

 

 

Se aprecia que si el valor promedio de los campos de Argentina fuera de 560 dólares la hectárea, el valor de la deuda externa correspondería a la totalidad del territorio. Esto nos lleva a la siguiente reflexión: o los campos se pueden adquirir por poco dinero o el capital está acumulado en otras partes, por ejemplo, en las grandes ciudades. Veremos que una ciudad como Buenos Aires puede valer, inmobiliariamente hablando, tanto o más que todas las llanuras, lo cual es una especie de absurdo económico.

 

Nota: Se debe tener en cuenta que esto que estamos realizando es solo un ejercicio. El Estado Argentino no podría pagar la Deuda Externa aunque quisiera con campos pues no los tiene, pertenecen a la gente. El Estado dispone a lo sumo de tierras fiscales de un valor muy inferior, no significativo para estos cálculos.

 

 

Valor estratégico de la Pampa Húmeda

 

Hoy hay escasa disponibilidad de tierras a escala mundial y una necesidad creciente de alimentos. Por otra parte, debe tenerse en cuenta que la producción de granos y carnes argentinas, si bien industrialmente hablando es poco eficiente respecto a los grandes productores mundiales como Estados Unidos, está exenta de vicios ocultos y toxicidad (hormonas, carnes sin gusto por sedentarismo producido por el sistema “feed lot”, etc), pudiendo considerarse productos “orgánicos”.

 

 

 

Valor Global estimado Inmobiliario de una gran ciudad

 

 

Superficie de una manzana: 8.000 metros cuadrados

Altura promedio urbana: 3 pisos

Valor promedio de la construcción: 500 dólares el metro cuadrado

Valor inmobiliario promedio de una manzana: 12 millones de dólares

Tamaño de una gran ciudad, por ejemplo, Buenos Aires: 100 kilómetros cuadrados

Valor inmobiliario estimado de una gran ciudad: 120.000 millones de dólares

 

Nota: Estamos considerando unidades de vivienda familiar de 200 metros cuadrados entre construido, espacios comunes, aire y luz, zonas comunitarias, etc. Con ésta distribución, en cada manzana vivirían 120 familias o 480 personas y en total una población de 4.800.000 personas, que sería la población de Buenos Aires y la parte del anillo conurbano más próximo.

 

 

Valor de la Carne Argentina

 

Consumo de carne: 37.5 millones de personas a 60 kilos por persona, representan 2.250.000 Ton de carne;

Faenado: del stock vacuno de 50 millones de cabezas, a razón de 225 kilos netos de carne promedio por res, nos da un valor de la carne Argentina de 11,25 millones de toneladas, de los cuales se faenan 2.250.000 Ton para consumir y/o para exportar. 

 

Esto significa dos cosas:

 

·         Que el pueblo argentino puede seguir alimentándose de carne como elemento básico de su dieta pues se faena el 20% requerido para mantener el equilibrio poblacional y;

 

·         Que con la venta de todas sus vacas solo alcanzaría a pagar poco menos del 15% de su Deuda Externa. La Argentina consume hoy prácticamente lo que faena anualmente. Si los argentinos cambiaran su dieta y exportaran absolutamente todo lo que producen en carnes rojas, tendrían anualmente unas entradas de unos 4.000/5.000 millones de dólares por ese concepto.

 

Conclusión: Durante la crisis y hasta superarla qué los argentinos se coman lo faenado exportando lo imprescindible.

 

Datos básicos: Kilo carne de novillo en pie (peso del novillo: 400 a 420 Kg.): ~ 0.70 a 1$/kilo

Consumo local: 60/70 kilos per cápita

Precio de la Res Argentina para Exportación: 2000$/Ton

 

 

Valor de los Granos Argentinos

 

 

El stock de granos no es como el stock ganadero. Tendríamos que hablar de producción anual. Si la Argentina consumiera todo lo que produce, por ejemplo, 40 millones de toneladas, ello daría poco más de 1 Ton por persona por año, lo que es demasiado. Si se exportara el 60% a razón de un promedio de 140 dólares/Ton entrarían 3360 millones de dólares en divisas y quedarían para el consumo interno 16 millones de toneladas, lo que daría una ración individual de 430 kilogramos por persona por año.

 

En síntesis: Argentina no podría generar más de 7.000/8.000 millones de dólares de divisas por año, lo que ni siquiera le alcanzaría para pagar los servicios de su deuda Externa. Si así lo hiciera no podría recuperarse jamás y su pueblo pasaría hambre.

 

 

 

Posibilidad futura

Solo fundamentada en “Agribusiness” negocios provenientes del campo

 

Argentina podría ser un país que en 10 años podría exportar 5.000.000 de toneladas de carnes rojas a un precio promocional internacional de 1.500 dólares la tonelada, generando 7.500 millones de divisas solo por ese concepto (además sería carne roja orgánica). Y en 5 años, podría exportar 40 millones de toneladas de granos (con mínimo deterioro ecológico) a un precio promocional promedio de 100 dólares la tonelada, generando 6.000 millones de divisas adicionales.

 

Con un mínimo de industrialización orientada a agregar valor a los commodities producidos, la Argentina podría en 15 años exportar, a valor de hoy, el doble de esos valores: es decir 27.000 millones de dólares. Llevando las importaciones a un nivel de 15.000 millones para el proceso de industrialización orientada hacia al "agribusiness", quedaría en estado de régimen un superávit anual de 12.000 millones de dólares, de los cuales 6.000 podrían volcarse a la amortización y pagos de servicios financieros de la deuda externa. Aún así, Argentina demoraría una década en cancelarla totalmente.